Kunamundo

A quien afectara la "Carga publica" y como esta nueva regulación afectara al Valle de Coachella

091219 CARGA PUBLICA

VALLE DE COACHELLA,Calif. - El 12 de agosto, el Departamento de Seguridad Nacional de EE. UU. Anunció un cambio en nuestras leyes de inmigración que redefine quién es elegible para la residencia legal permanente. La nueva regla, que revisa la definición de "carga pública", puede dañar la salud de las familias inmigrantes, con efectos secundarios indeseables en la economía del Valle de Coachella.

La regla de "carga pública" no tiene ningún efecto sobre la inmigración ilegal. Se dirige a aquellos que vienen o ya están en nuestro país, legalmente. Cuando una persona solicita un estatus de residente permanente o una visa de inmigrante para ingresar a los EE. UU., Los funcionarios de inmigración realizan una prueba de carga pública para determinar si es probable que esa persona dependa del gobierno para satisfacer las necesidades básicas. Tradicionalmente, el gobierno ha utilizado criterios muy limitados para hacer esa determinación. La nueva definición amplía ampliamente ese estándar. Junto con una variedad de otros criterios, la participación en Medi-Cal que no es de emergencia (programa Medicaid de California), CalFresh (Programa de Asistencia Nutricional Suplementaria de California) y ciertos tipos de asistencia federal de vivienda, entre otros programas, ahora hará que esos solicitantes no sean elegibles para un tarjeta verde. En otras palabras, castiga a las personas por acceder a servicios para satisfacer necesidades básicas como atención médica, alimentos y vivienda, servicios para los que son legalmente elegibles.

Las industrias de agricultura, construcción y hotelería del Valle de Coachella dependen en gran medida de una población inmigrante saludable. Debido a la regla de "carga pública", muchos en esta fuerza laboral que son indispensables para nuestra economía local, dejarán de usar los servicios esenciales para su salud y bienestar. Es muy probable que aumente la cantidad de personas sin seguro. La regla probablemente conducirá a una disminución de la participación en Medi-Cal y otros programas en general entre las familias inmigrantes, incluidos sus hijos principalmente nacidos en los Estados Unidos.


Los médicos de todo el país y las organizaciones de salud pública como el Desert Healthcare District advierten que habrá un aumento repentino en las costosas salas de emergencias, las personas con enfermedades crónicas que se saltearán los controles regulares, los niños con asma no recibirán atención preventiva. Todo esto, porque las personas sin seguro tienen más probabilidades de someterse a chequeos regulares y buscar atención de rutina en salas de emergencia, donde la atención médica es costosa e inadecuada para la atención primaria. Para nuestros hospitales, esto significa un aumento en la atención no compensada. Lo hemos visto suceder en nuestro pasado reciente. Antes de que se implementara la Ley del Cuidado de Salud a Bajo Precio en 2010, los pacientes sin seguro, muchos de ellos inmigrantes, buscaban atención en las salas de emergencia de los hospitales. El estado tuvo que establecer el programa complementario de Hospital de acciones desproporcionadas para compensar algunos (no todos) de sus costos no compensados. La combinación de un mayor costo de la atención y menores ingresos del paciente generalmente resulta en una reducción indeseable de personal (lea el desempleo).

 

Para los empleadores locales en las industrias de la hospitalidad, la agricultura y la construcción, una fuerza laboral menos saludable significa pérdida de productividad. Cuando un empleado busca atención de rutina en una sala de emergencias ya afectada, resulta en largas horas de espera. Largas horas fuera del trabajo.

Hay una fuerte evidencia de la "guerra contra los pobres" de la administración Trump, que ha llevado a erosionar el progreso en la atención médica, debilitar los programas de redes de seguridad y atacar a las comunidades de inmigrantes. La regla de carga pública es solo el último episodio. Nuestra comunidad empresarial local debe unirse a organizaciones locales sin fines de lucro, proveedores de atención médica y trabajadores comunitarios que trabajan para disminuir el miedo y la confusión que esta nueva norma está creando entre las familias inmigrantes.

Si bien esta nueva regla no entra en vigencia por otros 60 días, y hay esfuerzos para detener su implementación, muchos trabajadores inmigrantes pueden asumir que ellos o sus familiares están sujetos a esta nueva regla. Deben ser informados de los hechos y recibir orientación antes de tomar cualquier decisión con respecto a su participación en Medi-Cal u otros beneficios públicos. Catorce estados han presentado demandas que desafían la nueva regla de la administración Trump. Varias organizaciones, incluida la Asociación de Atención Primaria de California, también han presentado demandas similares.

Es imperativo que nuestros medios locales se unan a trabajadores de la salud y organizaciones sin fines de lucro para proporcionar información precisa y accesible sobre la nueva norma a las comunidades y familias inmigrantes. Para estos son nuestros vecinos. Para nuestra economía local depende de ellos.


Download the KESQ News Channel app on iTunes or Google Play for up-to-the-minute breaking news alerts & more

More: Today’s Top Stories

First Alert Forecast

More: I-Team investigations

Find us on Facebook: KESQ News Channel 3 

Follow us on Twitter for breaking news updates: @KESQ  

We’re on Instagram! @KESQ_News_Channel_3

Watch live newscasts

Noticias en español: Telemundo 15

comments powered by Disqus

First Alert Weather

Sponsor or Powered by

Recommended Stories

Most Popular Stories

Photo Galleries