WASHINGTON - -


El presidente de la cámara de representantes, el republicano por Ohio John Boehner, se mostró el miércoles esperanzado sobre las posibilidades de que el pleno de la cámara someta a votación una reforma migratoria en 2013.
 
"Aún creo que la reforma migratoria es un tema importante que necesita ser abordado, así que tengo esperanzas", dijo en conferencia de prensa cuando le preguntaron si planea convocar una votación sobre la reforma durante las cinco semanas de audiencias legislativas previstas en lo que resta del año.
 
En otra conferencia de prensa celebrada en el Congreso, el republicano por California David Valadao coincidió en que hay una oportunidad para someter a votación una reforma migratoria este año no solo porque así se lo ha indicado Boehner, sino también porque el jefe de la bancada republicana Eric Cantor (Virginia) trabaja en un proyecto de ley y es quien define el calendario.
 
El republicano por Colorado Mike Coffman señaló que trabaja con Cantor en un proyecto de ley llamado Kids Act, el cual daría la opción de la naturalización a algunos inmigrantes no autorizados menores de 30 años, conocidos en inglés como "dreamers".
 
Coffman dijo que espera presentar la legislación pronto, pero no especificó una fecha.
 
Boehner formuló el comentario mientras algunos republicanos trabajan a puertas cerradas en la redacción de proyectos de ley para resolver la situación de los 11 millones de inmigrantes que ingresaron a Estados Unidos sin autorización.
 
El presidente del comité de congresistas hispanos demócratas Rubén Hinojosa (Texas) respondió en conferencia de prensa que la opción a seguir debe ser el proyecto de ley presentado por la bancada demócrata, la cual no ha recibido apoyo de siquiera un republicano.
 
El Congreso mantiene en el limbo a la reforma migratoria, ya que la mayoría republicana en la Cámara de Representantes se ha negado a debatir el proyecto de reforma migratoria aprobado en junio por el Senado, de mayoría demócrata, y que incluye la opción de la naturalización para los inmigrantes que residen en el país de manera ilegal.
 
Boehner ha dicho que solo someterá a votación un proyecto de reforma migratoria cuando cuente con el apoyo mayoritario de 233 miembros de su bancada.